fbpx

Recuerdos de mi futuro

recuerdos del futuro

Photo by John Moeses Bauan on Unsplash

 

Hoy estuve recordando mi futuro y me sorprende ver cuantas cosas había olvidado.

Fue divertido ver como las canas terminaron ganando la partida a la calvicie, por ejemplo, pues en mis cuarentas era difícil saber cual de las dos ganaría. Más interesante fue ver como después de tantas décadas, mi Esposa me sigue gustando tanto como en mis veintes, y me sorprendió verme jugando con nietos de la misma forma como jugaba con mis hijos cuarenta años antes.

Ya casi no recordaba lo bien que se siente el haber construido una vida alrededor de las actividades que más disfruto, y fue interesante recordar como eso trajo más abundancia de la que en realidad necesitaba, de una forma natural, casi involuntaria. Y volví a sentir lo afortunado que fui por haber descubierto a tiempo que vale la pena hacer el esfuerzo que sea necesario para dedicarse a las cosas que más se disfrutan, y cómo desde ese momento dejé de ver el trabajo como una carga y comencé a verlo como una expresión de lo que en realidad soy.

Seguramente hay muchas cosas que ya olvidé de mi futuro, pero lo que recuerdo es suficiente para seguir adelante 12, 14 o 16 horas diarias, por 5, 6 o 7 días a la semana. Y cuando me siento cansado solo tengo que recordar de nuevo lo sorprendentemente bien que salió todo al final, y como a pesar de tantas vueltas, terminamos llegando justo a donde se suponía que debíamos llegar, acompañados por exactamente las personas que debían acompañarnos.

Felices recuerdos sin duda, que extrañamente vienen llenos de optimismo no de nostalgia. Esa creo que es la mayor ventaja de recordar para adelante. Y usted, ¿qué recuerda de su futuro?

Déjenos un comentario!

%d bloggers like this: